Entradas

Mostrando entradas de 2014

El Plan/No-Plan

Hola, ¡tanto tiempo!

Hoy vengo a divagar acerca de esa forma de viajar de la cual me enamoré, en la cual el "Plan" es no tener un plan... como dice el título, el Plan/No-Plan.

¿A que me refiero?

     Yo en un momento de mi viaje decidí viajar sin rumbo fijo, sin un plan que me atara a recorrer unos lugares y dejara de lado otros. Así que estuve comentando por un tiempo que yo viajaba sin plan; siempre aclarando que hasta eso podía cambiar.

     Y entendí a lo largo de mis kilómetros recorridos que eso de viajar completamente sin brújula es imposible. O casi imposible; para mi no fue posible aún. Siempre que salí a la ruta, necesitaba un objetivo aunque fuera lejanos; un norte de referencia.
     Por ejemplo: cuando estuve en Gran Bretaña, yo estaba seguro de ir hasta Escocia. Las ciudades que visité en Inglaterra, o los pueblo perdidos escoceses que visité, no estaba anotados en ningún papel al principió. Pero Escocia si que lo estaba.


     Yo decidí hace unos años que quería…

De Baires a Resistencia, 1000KM en 3 días en una motito

Imagen
Después de Buenos Aires yo quería visitar a una amiga, Julia, que vive en Resistencia, la capital de la provincia de El Chaco. Y luego de las preparaciones y visitas a amigos, y cenas familiares y festividades, partí nuevamente a la ruta. Iba a quedarme solo un fin de semana después de haber recorrido la Costa Patagónica, pero estaba tan cerca de Pesaj que decidí festejarlo en familia. Y como por estos días extras se me acercó la llegada de Semana Santa, decidí apurarme para poder aprovechar los días feriados y salir a viajar lejos de la ciudad con Julia.

     Haciendo cálculos, me iba a tomar tres días hacer el recorrido con un promedio de 360 kilómetros por día, así que necesitaba pensar en donde pasar las noches. Para la primer noche lo tuve fácil, porque mi gran amigo Ariel "Irumbe" Seneski vive a mitad de la provincia de Entre Rios, en Villaguay, a unos 400km de Buenos Aires. La visita fue corta, pero me fui con la promesa de parar mas tiempo a mi retorno a la Cap…

Como salir a la ruta en una Moto de 110cc (presentando a Julieta en sociedad)

Imagen
Cuando después de 30 meses viajando decidí volver a Argentina, una de las cosas que me motivaron era que yo había dejado mis pertenencias en casa de amigos en Ushuaia. Yo no había salido con todo muy planeado, y no sabía cuánto tiempo viajaría, por lo que no le había dado muchas vueltas "te dejo esto, lo vuelvo a buscar en unos meses" es todo lo que dije... y al volver a mi último hogar, también me encontré con la moto que había depositado en lo de Facu: una Beta BS110 del 2005 que yo le había comprado a mi hermano unos años antes de mudarme de Buenos Aires.

     Al llegar a Ushuaia, fui a ver la moto. Habiendo averiguado antes como reanimar una moto parada dos años, yo iba con la idea de ver si ella quería volver a la vida. Me lo imaginaba como la creación del doctor Frankenstein: yo le iba a dar el shock, y vería si funcionaba o no. Lleve un litro de aceite nuevo, que le cambié, e intenté arrancarla. Pateé pero no arrancó. Entonces se me ocurrió mirar el tanque de naf…

En Moto por la costa Patagónica! Uniendo Ushuaia con Viedma!

Imagen
Una locura! Cuanto coraje! Que inconsciente!      Todas cosas válidas para decir de alguien que decide hacer más de 2000 kilómetros a una velocidad máxima de 60km/h y con paradas obligadas cada 150km (aprox) para cargar nafta... en una ruta donde hay veces que por 400km no se ve ningún surtidor!!!

     Pues bien, yo no tenía toda esa información cuando el 19 de Febrero decidí salir de Ushuaia montando a Julieta (es el nombre de la moto!). Y en mis primeros 3 días viví todo lo dificil que podía vivir en la moto:
 - Dia 1: monté la moto mal abrigado, y a las media hora en la ruta ya no podía más del frio.  Paré a tomar una foto, y casi no puedo mantener la cámara quiera. Otra hora más y paré en Tolhuin a comer algo caliente... y después fui dos horas sin parar para llegar a Rio Grande y poder entrar en calor!




- Dia 2: con vientos de 45 km/h y rachas de hasta 60 salí a la ruta. No lo pensé. Pero por suerte tuve la inteligencia de no apurar demasiado, y frené en
mitad de la isla en donde …